Written by: Marina Privat

3 keys para dar con el sofá perfecto

Ha llegado el momento de tomar una decisión que cambiará tu vida. Es hora de elegir uno de nuestros sofás que presidirá tu salón. De acuerdo, tal vez hemos exagerado un poco (o no). Sea como sea, es una elección importante y queremos que tengas en cuenta estos consejos antes de escoger uno de los elementos clave de tu casa.

sofa-perfecto-consejos-lavado Aunque pueda parecer todo lo contrario, dar con el sofá perfecto no es tarea fácil. ¿Qué es lo primero que te viene a la cabeza cuando te imaginas llegando a casa después de un largo día de trabajo? Exacto. Tu sofá. Así que si quieres evitar oír un te lo dije, ten en cuenta estos tips antes de comprar el sofá ideal para tu casa.

Ni muy grande, ni muy pequeño

La medida del sofá dependerá del tamaño de tu salón. Coge papel y lápiz y dibuja un plano de tu salón con los muebles que lo componen: sofá, mesa de centro, mesas auxiliares… con las medidas de cada elemento sabrás el espacio disponible y podrás valorar qué dimensiones son las más adecuadas. Ten en cuenta que lo ideal es que entre sofá y la mesa de centro haya un espacio mínimo de unos 45 cm.

sofa-perfecto-consejos-comodidad

Lie down babe

Antes de dejarte llevar y elegir un modelo que simplemente te entre por los ojos, piensa en la parte funcional. ¿Qué uso le voy a dar? ¿Cuántas personas somos en casa? ¿Cuántas horas pasaré en él? Las necesidades de una familia con hijos no serán las mismas que una persona que vive sola y pasa todo el día fuera de casa. Eso sí, en todos los casos la comodidad es imprescindible. No te guíes por lo mullido que pueda llegar a ser ya que, con el tiempo, estos sofás pueden provocar que te hundas demasiado y, por lo tanto, tu espalda se resienta. Para evitar que eso pase, pruébalo antes. Al sentarte, tu espalda debe estar tocando el respaldo a la vez que tus pies toquen el suelo sin ningún problema.

sofa-perfecto-consejos-material

Como el primer día

Le toca el turno al material. De nuevo, éste se debe ajustar a tu modo de vida. Ten en cuenta que cada material tiene un mantenimiento y lavado diferente. En este sentido, no será el mismo para un sofá de piel que para uno de algodón. ¿Un consejo? Tómate tu tiempo para informarte bien sobre el tema. Muchos modelos ya tienen un tratamiento especial anti-manchas incorporado además de ser desenfundables. Teniendo en cuenta estos 3 puntos básicos, solo te queda elegir el sofá en función de tu estilo: mid century, minimal, nórdico… Yay! Ahora ya tienes el sofá de tus sueños. Con quién vayas a compartirlo lo dejamos a tu elección.
Color