Los cambios de estación siempre son una buena excusa para renovar y cambiar nuestra casa. Y en verano que es una época de cambios y novedades todavía nos entran más ganas de mover los muebles y decorar. Siempre con el mismo objetivo, dar con un ambiente veraniego que llene la casa de luz y alegría. Los colores frescos y luminosos serán nuestro perfecto aliado. Funcionan con casi todos los colores y en todos los ambientes. ¿No te lo crees? Pasa, vamos a dar una vuelta por casa para ver cómo podemos utilizarlos.

 

recibidor

 

El recibidor

Come in. Demuestra desde el primer momento que decorar con tonos neutros no es aburrido. Y el aparador Kenelly te puede ayudar. Con un estampado beige y negro, tejido con la técnica macramé, llenará tu casa de personalidad. Si te atreves, colócalo en tu recibidor y será el protagonista del espacio. Hey! Si quieres descubrir todos los secretos sobre los tonos más utilizados en la decoración no te quedes fuera.

 

salón

 

El salón

Descálzate y ponte cómodo, vamos a ver la serie del momento. Pasamos al salón. Con el sofá cama Samsa, color beige y su tejido 100% de algodón natural, dará frescura y luminosidad a tus espacios. Un secreto para conseguir un toque más alegre y evitar caer en la monotonía es arriesgarte con los detalles. Decora las paredes con unos cuadros, o atrévete con el tapiz mural Exist, su estampado transmite la calma y naturalidad ideales para el verano. No worries, verás que pueden ser muchos los complementos ideales para dar el toque de personalidad que necesita cada casa. 

comedor

 

 El comedor

¡A comer! El blanco es un color que aporta luminosidad y nunca pasa de moda. La mesa Zora combina el blanco del sobre con la madera de las patas y nos transportan a un diseño nórdico minimalista. La puedes combinar con sillas blancas, como la famosa silla Trise o dar un toque de color y optar por otro modelo como la silla Ralf con patas de madera. 

 

exterior

El exterior

Time to chill. No es ningún secreto que nos encanta terminar el día en la terraza disfrutando del buen tiempo. Con el sofá Durga hay sitio para todos. Combina la colección Durga para conseguir un ambiente relajado y fresco donde tumbarte. El ratán y la fibra natural como materiales principales hace muy sencillo combinarlo con tonos de color más vivos, como el verde o el azul.

Y hasta aquí la visita, ya ves, los colores neutros tienen cabida en todos los espacios de casa, y conseguirán el ambiente fresco y veraniego que necesitamos. ¡Hasta pronto!