Written by: Anna Díaz

Natural-mente

Sin artificios ni aderezos. Así es el estilo natural. Lejos de quedarse en tan solo eso, un estilo, se ha convertido en un modo de vida. Una forma de comunicarse e interactuar con el entorno que se traduce en espacios con mucha luz decorados con materiales naturales en una paleta cromática clara y sosegada. Porque una casa (y una vida) más natural es posible.

natural-mente-kavehome-1

Belleza innata

Apreciar el veteado natural de la madera, la no perfección de una pieza artesanal o el efecto envejecido de un elemento vintage demuestran que valoras la sinceridad de un producto. Para ti las imperfecciones no son defectos, sino los detalles que le confieren un carácter personal e intransferible a tu casa.

natural-mente-kavehome

Perdura en el tiempo

Soplos de aire fresco en verano y calidez y calma en invierno. La naturalidad se adapta a las estaciones y su temperatura, desenvolviéndose con facilidad gracias a la luz, su eterna aliada. Ventanas apenas cubiertas con ligeros linos durante la época estival y, para cuando las horas de sol escasean, velas y otros pequeños puntos de luz dan soporte a la iluminación general. Potenciar y sacarle partido a la luz natural es la máxima premisa, pero necesitará de ciertos elementos para mantener ese adorado halo a partir del atardecer.

natural-mente-kavehome-3

Paleta de paisajista

Tonos tostados y la gama de verdes al completo junto con algún color predominante como amarillo o rojo. ¡Y que no falte el blanco! A la hora de plantearse un espacio de inspiración natural, se ha de pensar en los colores como si de la paleta de un paisajista se tratara. La clave está en incluir tonos que estén integrados con nuestro entorno para así crear un ambiente sosegado y en armonía con su alrededor. Todo con el objetivo de crear un ambiente que transmita amor por lo natural.

natural-mente-kavehome-2

Sencillo y ligero

Y cuando hablamos de ligero no nos referimos a tu "ligero" equipaje de mano para una escapada de fin de semana. Sabemos que podrías sobrevivir, mínimo, dos semanas con todos tus "porsiacasos"... Nos referimos a no sobrecargar los espacios. A contar con los muebles justos y necesarios y a decorar los sobres de mesas y muebles, así como estantes y estanterías, únicamente con piezas que decoren, no con lo que no sabes donde poner... Porque una casa ordenada gana, sea de encanto natural, nórdico o inspiración minimalista. Y la dejadez en decoración, como en moda, solo es válida cuando es cuidada, buscada y elegante.

Color