Relojes de arena

Los relojes de arena tienen un encanto especial. Y es que ver la arena mientras cae, además de hacernos más conscientes del paso del tiempo, tiene un efecto hipnótico.